Oro

De la mano del poeta,

Nacen las más bellas perlas

Diamantes y rubíes

Llenos de letras negras

como lunas cubiertas de miel

Desliza su paladar por el lapicero

Y dejalo ser Lucifer

Nada por el valle sin razón

Y deja oro y poco más

Oro y nada más

Cada folio,

Cada puesta de sol

Deja un mensaje encifrado

Un código secreto para la posteridad

Un anclaje ante la vanidad

Un mensaje,

Oro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: